Síntomas de la vaginosis bacteriana

En cuanto a la sintomatología de la vaginosis bacteriana, hemos de citar dos de ellos principalmente, ya que son aquellos que nos darán claros indicios de la posible presencia o no de ésta afectación en la paciente que nos ocupe. O bien, en nosotras mismas.

En primer lugar, el estudio del flujo vaginal siempre es una fuente importantísima de información. En el caso de la vaginosis bacteriana su observación y estudio puede regalarnos un síntoma de gran entidad. En la mayoría de casos de ésta afectación el flujo se vuelve blanquecino o incluso grisáceo, perdiendo su habitual “falta de color”. Puede ser complicado de determinar si posee o no el color indicado anteriormente ya que no siempre se manifiesta en todo el flujo vaginal si no que en ocasiones sólo se presenta en pequeñas gotas que deberemos tener la astucia o la suerte de hallar para usar como prueba sintomática.

En segundo lugar pero no por ello menos importante hemos de citar la presencia de un fuerte mal olor en toda la zona vaginal, debido principalmente a las acciones que se están desarrollando en la misma.

El olor que desprende suele ser descrito con frecuencia como similar al olor del pescado o bacalao. Pese a ser un olor fuerte, por lo general es casi imperceptible a no ser que tengamos la nariz prácticamente al lado de la vagina. Por otra parte, puede llegar a incrementarse muchísimo la intensidad del mismo durante y después de las relaciones sexuales.

Sobre otros síntomas la información es en ocasiones contradictoria por lo que se recomienda hacer caso principalmente a los dos síntomas citados en éste artículo y olvidarnos de otras posibilidades ya que no están recogidas de manera unánime por toda la comunidad médica.

Posted in Sin categoría | Leave a comment

Vaginosis bacteriana en el embarazo

Si bien hemos comentado en anteriores artículos que la vaginosis bacteriana es una enfermedad de frecuencia relativa y que el índice de pacientes que responden bien al tratamiento es bastante alto, no hay que pasar por alto una parte de la población que requiere un capítulo especial dentro de la consideración de una enfermedad, más aún si la misma está relacionada con la vagina.

Vaginosis bacteriana en el embarazoEstamos hablando como no podía ser de otra manera de las embarazadas. Grupo de riesgo por excelencia junto a ancianos y niños en prácticamente todas las enfermedades, hay que prestar una especial atención a las embarazas que padezcan vaginosis bacteriana.

De cara al parto el número de abortos presente en mujeres que padezcan la enfermedad durante el embarazo supone un porcentaje mayor que en aquellas que no la sufren. Por otra parte, el dato más llamativo de ésta comparación es que los porcentajes de niños prematuros se disparan cuando la madre es víctima de vaginosis bacteriana.

 

El problema viene derivado que, en ocasiones, las bacterianas causantes de la vaginosis bacteriana pueden llegar a afectar al útero, es decir, la matriz y a las trompas de Falopio. En caso de que esto sucediese, tendríamos ya una enfermedad inflamatoria pélvica (EIP) que podría llegar a causar infertilidad o aumentar las posibilidades de un embarazo ectópico de cara al futuro. Éste fenómeno conocido como embarazo ectópico se refiere al crecimiento del óvulo del óvulo fecundado fuera del útero. Habitualmente se produce en una de las trompas de Falopio que, sometida a grandes presiones conforma va aumentando el óvulo, acaba por romperse.

No hay que olvidar que mientras la paciente sufra la vaginosis bacteriana sus defensas vaginales se encuentran bajo mínimos, con lo cual las posibilidades de pasar o de adquirir una enfermedad de transmisión sexual se elevan de manera significativa.

 

 

Posted in Informacion Vaginosis Bacteriana, Tipos de Vaginosis bacteriana | Tagged , , , | Leave a comment

Causas de la vaginosis bacteriana

Causas de por que la vaginosis bacteriana

Si bien no podemos concluir con ninguna causa irrefutable puesto que no se conocen aún con demasiada exactitud cual es la causa de la vaginosis bacteriana, sí que podemos apuntar la mirada hacia las zonas o áreas que mayor responsabilidad puedan tener en la provocación de ésta enfermedad.

En primer lugar, el médico deberá averiguar cuál es el microbio responsable de la misma, ya que, debido a lo rico de la flora vaginal, varios de sus microorganismos pueden acabar derivando en un cuadro de vaginosis.

Es por ello que también debemos prestar atención a diverso tipo de acciones que puedan provocar una irritación o inflamación vaginal. Éstas pueden dividirse en dos claros grupos:

  • Causas químicas: El uso de cremas que puedan resultar agresivas para la vagina o la uretra o el empleo de jabones con excesivo poder agresivo son los dos principales motivos químicos.
  • Causas físicas: Puede deberse a algún tipo de traumatismo. Debido a la zona, suelen estar relacionadas con las relaciones sexuales; bien sea porque no se llevaron a cabo con la lubricación adecuada o porque, simplemente, se hicieron con demasiada agresividad. Por último citaremos la práctica de deporte sin la ropa adecuada como causa más que posible y, por desgracia, más que frecuente de ésta infección.

Todo esto citado conviene tenerlo en cuenta en el día a día y hacer una rutina que gire en otro a todas esas actividades saludables que se pueden hacer y que por lo general o no se practican o no se practican todo lo que deberían, bien sea por comodidad o por vagueza.

Es muy recomendable la reducción del número de parejas sexuales si se pretende no sufrir ésta enfermedad, así como la reducción de la actividad sexual si llega a niveles realmente frecuentes. Por último, hay que evitar durante todo el tiempo que podamos las duchas vaginales siempre que se sospeche de la posibilidad de que la paciente esté desarrollando un cuadro de vaginosis bacteriana.

Posted in Causas de la Vaginosis bacteriana, Informacion Vaginosis Bacteriana | Tagged , , | 1 Comment

Vaginosis Bacteriana

Introdución a la Vaginosis Bacteriana

 

Estamos ante la afectación más común del la vagina, a pesar de que a menudo se piensa que las infecciones por hongos se producen con mayor frecuencia, es erróneo, hay que tener especial atención con ésta enfermedad que a continuación pasamos a tratar.

Que es la vaginosis bacteriana

Está causada por una bacteria de tipo anaeróbico, es decir, no necesita del oxígeno para sobrevivir conocido como Gardnerella Vaginalis. Éste bacilo se encuentra de forma normal en la vagina pero en cantidades bastante inferiores a las que se necesitan para desarrollar una vaginosis. Es decir, lo que provoca el inicio de éste fenómeno es la proliferación excesiva de la colonia de éste bacilo.

¿Y qué es lo que, en condiciones normales, evita que ésto suceda? Pues otro microorganismo residente en la vagina de forma habitual, el Lactobacilli, cuyo trabajo se resume en la producción de un “desinfectante” natural similar al peróxido de oxígeno que consigue establecer ese equilibrio entre las poblaciones de la flora vaginal. Cuando se produce un error en éste sistema de balance, es cuando se produce una infección como la que nos ocupa.

¿Cómo se puede detectar de manera “casera” una infección vaginal? Pues como toda infección, la vaginosis deja símbolos que podremos analizar si somos perspicaces, ya que, gracias a la localización exterior del órgano podemos obtener mucha más información que si fuese una infección de cualquier víscera interna. Quizás haya dos síntomas principales gracias a su claridad:

1. La presencia del mal olor en la vagina, olor fuerte y similar al pescado, que empeorará antes de la menstruación o después de las relaciones sexuales.

2. El flujo tornará blanquecino y su presencia será desde regular hasta niveles abundantes.

Si se sospecha de poder sufrir éste proceso, se debe acudir al ginecólogo en busca de una confirmación del diagnóstico y las posterior prescripción médica, que, habitualmente, se reduce a medicamentos de tipo oral y en algunos casos, cremas. En ésta última posibilidad hay que prestar especial atención a no usar tampones en el periodo en que se esté usando el medicamento, ya que el tampón absorbería completamente el medicamento.

Posted in Informacion Vaginosis Bacteriana | Tagged , , , | Leave a comment